Dentro de la belleza, el cuidado de la piel y el tratamiento de dolencias musculares podemos encontrar un amplio y competitivo mercado. Hay infinidad de aparatos con técnicas, corrientes y capacidades diferentes, donde también se unen tamaños, diseños y precios que varían bastante entre unos y otros.

Esto hace que elegir un modelo de maquinaria para un negocio se convierta en un paradigma, una elección a veces complicada.

En la actualidad, dentro de todo ese mundo de aparatología, uno de los aparatos más demandados, es la máquina de radiofrecuencia, ya que es una de las más versátiles para conseguir resultados a nivel de piel, tejidos superficiales y profundos. Dando posibilidad de tratamiento para diferentes problemas que encontramos en el mundo de la belleza y el bienestar.

Debemos de tener en cuenta que no todas las radiofrecuencias son iguales, podemos distinguir entre máquinas de radiofrecuencia profunda o diatermia, radiofrecuencias convencionales o radiofrecuencias más específicas.

Si estás pensando en introducir este tipo de maquinaria en tu negocio queremos ayudarte a tomar la elección que mejor se ajuste a ti. Por ello, vamos hablar de las diferentes máquinas de radiofrecuencia que podemos encontrar en el mercado e ir identificando a qué se debe la diferencia de precio entre unas u otras.

¿Cómo elegir correctamente una buena máquina de radiofrecuencia profunda?

En el mercado actual podemos encontrar radiofrecuencias básicas, las más convencionales o radiofrecuencias actualizadas, que consiguen efectos más profundos y por lo tanto,con resultados visibles más a largo plazo y de forma más inmediata.

Vamos a clasificar las radiofrecuencias en cuatro bloques generales y ver su diferenciación.

Aparato de radiofrecuencia monopolar o convencional.

Este tipo de radiofrecuencia es de las primeras tecnologías que se crearon para el mundo de la estética. Donde los iones trabajan por oscilación. utilizan un calentamiento superficial que no consigue penetrar a capas profundas de la piel.

Con ella se puede conseguir tratar las capas más superficiales de la piel, aumentando entre otras cosas, la capacidad de hidratación o un efecto lifting superficial.

Aparato de radiofrecuencia múltiple (bipolar, tripolar, sixpolar…)

Con este tipo de radiofrecuencia se consigue crear un campo electromagnético de trabajo entre los polos del manipulador. Actúa a través de la rotación de los dipolos del manipulo, activando las moléculas de la zona donde estamos aplicando esta frecuencia. Es una radiofrecuencia más focalizada, que consigue penetrar a capas más profundas que la monopolar. Sus efectos generan que se trabaje la reafirmación y la capacidad de humectación de la piel, pero no llega a la dermis.

Máquina de radiofrecuencia profunda o diatermia.

La diatermia o hipertermia se basa en la transmisión de corrientes de alta frecuencia trabajando entre dos polos. Es una técnica de electroterapia que hace que nuestro cuerpo transforma la energía del interior al exterior, trabajando desde el electrodo que estamos manipulando al electrodo de retorno. El electrodo de trabajo es aquel que manejamos en la zona que queremos tratar y el de retorno es aquel que se coloca en la zona más cercana al área de trabajo de la forma más paralela posible. Ya que la corriente va a pasar de electrodo a electro.

Las corrientes que transmite la máquina de radiofrecuencia profunda elevan la temperatura corporal a través de la hipertermia, generando que nuestro cuerpo ponga en funcionamiento el sistema de termorregulación global, se aumente el metabolismo celular y la vasodilatación.

Esta acción térmica llega hasta la dermis acelerando el metabolismo de las células y mejorando la calidad de los tejidos.

Se consigue aumentar el metabolismo de los adipocitos, de los fibroblastos y fortalecer y mejorar la calidad y funcionamiento de los vasos sanguíneos.

Es decir, podemos trabajar celulitis localizada, grasa localizada, problemas de flacidez, arrugas, falta de tono muscular y dolencias o problemas musculares.

A nivel estético en problemas de grasa localizada y celulitis, se consiguen mejores resultados debido a que a la vez que trabajamos la pérdida de esa grasa o esa celulitis, es decir, ese volumen. Trabajamos también la reafirmación de forma complementaria, evitando problemas de flacidez.

Maquina de radiofrecuencia pixelada o fraccionada

Esta máquina se basa en una corriente electromagnética que pone en funcionamiento las moléculas haciendo que se genera una fricción entre ellas aumentando la temperatura de la piel, a nivel profundo y superficial.

Este aumento controlado de la temperatura hace que se aumente el funcionamiento de los fibroblastos y por tanto de las fibras de colágeno y elastina.

A esta corriente electromagnética se le une un manipulo provisto de micro agujas, estas agujas van creando micro perforaciones en la pie,. Estas agujas que crean microperforaciones en la piel van dejando tejido sano entre ellas, aumentando así regeneración, reparación y vascularización de la piel. Además, de aumentar la capacidad de penetración de principios activos a capas profundas de la piel.

Este equipo de radiofrecuencia solo puede ser utilizado por médicos estéticos, se puede controlar la forma en la que trabaja en función de las dos técnicas que utiliza. Por un lado, el control de la potencia del calor y por otro, el tamaño y presión que ejercemos con las agujas, decidiendo a qué nivel queremos llegar a crear esas microperforaciones.

¿Podemos trabajar de forma más profunda y amplia con una máquina de radiofrecuencia profunda?

Así es, con una radiofrecuencia profunda o diatermia, podemos trabajar de forma más amplia y obtener mejores resultados. Ya que este tipo de máquina de radiofrecuencia consigue llegar hasta la dermis y activar diferentes mecanismos en nuestro cuerpo.

En Vossman la máquina de radiofrecuencia profunda o diatermia tiene un diseño moderno, exclusivo, de fácil manejo dentro del negocio para que no ocupe un espacio innecesario y un software sencillo y rápido.

Además, el equipo de diatermia consta de unos guantes de trabajo que mejoran la capacidad y la adaptación de trabajo a la zona a tratar, junto con los electrodos de corriente capacitiva y resistiva.

Si estás considerando incluir máquina de radiofrecuencia o diatermia como la de Vossman que puede ayudarte a aumentar el número de servicios que ofreces y mejorar los resultados en tus clientes.

Ponte en contacto con nosotros para ofrecerte las mejores condiciones de alquiler o compra que se adapten a ti.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Español